Meridiano Alicante arranca la liga con una victoria sufrida ante Valladolid (80-78)



Todo buen seguidor del Lucentum (ahora Meridiano Alicante) sabe que el sufrimiento va implícito en este deporte y con este equipo en particular, así que el retorno a la ACB ha traido al Centro de Tecnificación un encuentro que ha terminado con un final más emocionante de lo que había hecho presagiar los primeros tres cuartos.

Meridiano Alicante arrancó el partido con un juego alegre y vivo, con un Mario Austin muy activo y acertado de cara al aro, que anotó 8 puntos en los 4 minutos que pudo estar en cancha antes de cometer dos faltas personales y ser sustituido por Óscar Quintana.

El comienzo de partido estuvo marcado por la temprana lesión de Víctor Baldo, que se vio obligado a retirarse tras apenas 3 minutos de juego con molestias en su tobillo.

Blancos de Rueda Valladolid perdió con la ausencia de Baldo mucha presencia en la pintura y únicamente Robert Battle podía hacer daño a la defensa alicantina.

El equipo de Óscar Quintana hizo mucho daño con penetraciones y acciones rápidas, lo que hizo que Porfi Fisac reaccionara planteando una defensa zonal para que los ataques alicantinos fueran más largos, pero el Meridiano Alicante supo atacar bien esa defensa, moviendo bien el balón y doblando pases a los jugadores exteriores que estuvieron acertados y neutralizaron esa defensa planteada por el equipo vallisoletano.

En la primera mitad el equipo alicantino acabó con unos grandes porcentajes de tiro y con 9 de 18 en triples por los 2 de 8 que anotó Blancos de Rueda Valladolid.

Tras la reanudación llegó la hora de Katelynas, el jugador lituano anotó once puntos en el tercer cuarto y llevó al Meridiano Alicante a alcanzar la máxima renta en el marcador (62-47), en ese momento todo parecía indicar que el partido iba a tener un final relativamente plácido, se veía a un Valladolid indolente, falto de intensidad en el rebote, superado en todas las facetas por un entonado Meridiano Alicante, pero nada más lejos de la realidad, el Blancos de Rueda Valladolid comenzó a limar las diferencias y se plantó en el último cuarto sólo siete puntos abajo (68-61).

En el último periodo aparecieron los nervios en el equipo alicantino, empezó a cometer pérdidas, a no cerrar el rebote, y a todo eso se unió la aparición de la figura de Van Lacke que se echó a su equipo a las espaldas y comenzó a hacer daño en ataque con sus penetraciones, asistencias a los exteriores y lanzamientos triples que llevaron a su equipo a igualar el partido a 76 puntos a falta de apenas cinco minutos.

Se entró en una fase de imprecisiones y nervios, lo cual llevó al partido a convertirse en una especie de correcalles.

En el último minuto y con el marcador 80-78 favorable al equipo alicantino, Vule Avdalovic dispusó de dos tiros libres para sentenciar el encuentro pero los falló, concediendo así a Valladolida una ocasión de poder llevarse el partido, aunque en la jugada final Diego García erró un triple que les habría dado la victoria.

En definitiva, un Meridiano Alicante que mostró una buena cara en los primeros tres cuartos pero que sufrió un pequeño bajón en el comienzo del último cuarto.

Lo mejor: El buen trabajo de los cuatro fichajes del equipo alicantino, fueron los cuatro jugadores más valorados del equipo, los cuatro más anotadores y sobretodo la gran labor de Katelynas (18 puntos y 12 rebotes) confirmando su gran labor defensiva y en el rebote.

Lo peor: Por parte de Valladolid se acusó la falta de Baldo tras su lesión en los primeros compases del encuentro, lo que se unió a los problemas de pasaporte que dejaron fuera a Dumas y Grunfeld, han sido demasiados contratiempos para un equipo, que a pesar de todo, dio la cara y pudo llevarse el encuentro en una jugada final.
Share on Google Plus

About Ramón Juan

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.

4 comentarios :

Hincha Herculano dijo...

¡Qué manera de sufrir!
Partidazo de Katelynas, pero me quedo con el ambiente del CdT que apretó como en los viejos tiempos.
Ya queda una victoria menos para la permannecia...

Raúl dijo...

Al final de la temporada no nos acordaremos del último mal cuarto, lo importante es que se ha ganado.

Ahora, que cuando Austin pierda los 10 kilos que aún le sobran mejoraremos seguro (13 de valoración en 16:39)

Ramón dijo...

Bueno Raúl, eso nunca se sabe... si acabamos igualados con VAlladolid no es lo mismo un +10 que este +2...

esperemos no acordarnos de esto...

En la liga nunca sabes de qué te vas a tener que acordar, así que hay que tener los menores despistes posibles.

salu2

Crtn dijo...

Cuanto sufrimiento para conseguir lo que tenía que haber sido una victoria cómoda.

Aún así, y para destacar los puntos positivos del equipo, Mario Austin hizo en mi opinión una gran actuación. Lástima que jugara realmente poco. Creo que en la pintura lo hizo bien, aún a pesar de su evidente sobrepeso. No obstante, le noto cierta mejoría con respecto a las fotos del primer entrenamiento que publicaste.

Aupa Lucentum!